BI-GLICEM 5MG

Presentación: Tableta


 

US$0.32

16 puntos
TV-BIG.03
100 Artículos

Glibenclamida 5 mg y Metformina clorhidrato 500 mg.

BI-GLICEM está indicado en pacientes con diabetes mellitus no insulino-dependiente (tipo II), en los que no sea posible el control exclusivamente con dieta o con dieta y monoterapia con sulfonilureas.

12%
6%
ALTHANAPHARMAYOSMOPHARM
NO
No
Presentación: Tableta

DOSIS Y VIA DE ADMINISTRACIÓN

POSOLOGÍA: La dosis diaria inicial es de 1 tableta (2.5/500) durante la comida principal. De ser necesario, la posología diaria debe ser gradualmente incrementada en 1.25/250 mg cada 2 semanas hasta lograr la dosis eficaz.

En pacientes con insuficiencia hepática grave, administrar una dosis menor, ya que los mismos pueden presentar una disminución de la depuración de loratadina. Después de la suspensión de una corticoterapia prolongada o con dosis altas, puede ser necesaria la vigilancia del enfermo por hasta 1 año.

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

COMPOSICIÓN: Cada tableta contiene:

Glibenclamida 5 mg y Metformina clorhidrato 500 mg.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS

BI-GLICEM está indicado en pacientes con diabetes mellitus no insulino-dependiente (tipo II), en los que no sea posible el control exclusivamente con dieta o con dieta y monoterapia con sulfonilureas.

CONTRAINDICACIONES

Hipersensibilidad a la glibenclamida o la metformina. Cetoacidosis, acidosis láctica, diabetes en el embarazo, diabetes tipo I (insulino dependiente), alteraciones de las funciones hepática y renal, alteraciones cardiovasculares graves, trastornos vasculares periféricos, pacientes en precoma y coma.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO

Pueden aumentar la acción hipo­glucemiante de la glibenclamida: Dicumarol y sus derivados, IMAO, AINEs, sulfamidas, cloranfenicol, ciclofosfamida, probenecid, miconazol, sulfinpirazona y el alcohol en cantidades elevadas.

Pueden reducir la acción hipoglucemiante: Adrenalina, corticoides, anticonceptivos orales, barbitúricos, diuréticos tiazídicos.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA

Al combinar una sulfonilurea (glibenclamida) con una bigua­nida (metformina) se logra un mejor control de la hiperglicemia cuando los pacientes no responden bien a la monoterapia oral y a la dieta. La glibenclamida estimula a las células beta del páncreas aumentando la liberación de la insulina, incrementa la sensibilidad de los tejidos peri­féricos a la acción de la insulina y reduce la glucogenólisis hepática y la gluconeo­génesis. La metformina reduce la producción hepática de glucosa y mejora la sensibilidad a la insulina, incrementa el número de los receptores de la insulina o su afinidad. En pacientes con diabetes mellitus tipo II se incrementa la pérdida de peso.